sábado, 23 de mayo de 2015

Del discurso de guerra a la guerra



“México no está en llamas”
Osorio Chong

Yaoyotl o tlazohtlaliztl, en náhuatl; ba’ate’il o yaakunaj, en maya; guerra o amor; disyuntiva planteada en 2012 con “la república amorosa” que tanto escozor causó a las mafias del poder y que tan pocos entendieron.

Pues bien, ganó yaoyotl y ba’ate’il; ganó la guerra y ahí estamos, metidos, sumidos, imbuidos en un estado de guerra que de manera silenciosa pero pertinaz, mata cientos de mexicanos diariamente, que de manera permanente corroe las estructuras sociales y enfrenta a la población, que de manera indisoluble escala los niveles de violencia social, local y federal.

Todo empezó hacia mediados de los 90; cuando un guerrista fue colocado en la Segob y “decidió” que la palabra empeñada por un funcionario público era menos valiosa que los mezcales que se había empinado antes de la firma de los Acuerdos de San Andrés; que “decidió” que propiciar y alimentar grupos paramilitares, en la selva chiapaneca era mejor estrategia que mejorar la condiciones de vida de las comunidades indígenas inconformes tras cinco siglos de explotación.

huitzilopoxtli (guerra)
Empezó pues en 1995 cuando Emilio Chuayffet Chemor, metió al país en un estado silencioso pero obstinado de guerra; cuando una administración empecinada en considerar a los disidentes como enemigos, los minó, los atacó, los redujo a comunidades cada vez más alejadas; bueno, en realidad empezó cinco siglos antes cuando los conquistadores iniciaron el exterminio de las comunidades originarias.

En la lógica de esa administración, los grupos disconformes eran además parte de los grupos criminales asentados en las comunidades indígenas de la Selva chiapaneca, de la sierra oaxaqueña, de la Montaña guerrerense, de las sierras poblanas; aunque “misteriosamente” no se consideró lo mismo para el caso del “triángulo dorado” en la confluencia de Durango, Nayarit y Sinaloa.

En la lógica de guerra de esos “estrategas” de la guerra; eran las comunidades indígenas parte del crimen organizado y no sus rehenes; en su muy escaso nivel de entendimiento, culpaban a las comunidades originarias de haber permitido la infiltración de células criminales; en su nivel de estupidez jamás entendieron que la criminalidad, las armas y la violencia, estaba siendo aplicada por los criminales contra nuestros pueblos originarios, que eran prisioneros en sus propias comunidades; nunca alzaron la mira para atacar las condiciones de pobreza local y con ello disminuir la vulnerabilidad de los pueblos sometidos por los criminales.

Fueron 10 años de guerra silenciosa, pero permanente; fueron 10 años de ataque constante a la criminalidad, sin ataque a las condiciones de vida en nuestras comunidades depauperadas por la infiltración criminal; fueron 10 años de errores de visión y de ahondar la desigualdad, la violencia, el sometimiento y la diferencia.

Después vino la guerra de Calderón, que nunca jugó a los soldaditos y decidió jugar con nuestras fuerzas armadas a hacer la guerra a los criminales; que como he dicho intentó matar moscas a escobazos en una cristalería; los resultados fueron tan desastrosos como cuando los chamacos apedrean panales de avispas.

xochiquetzal (amor)
En esa dinámica nos alcanzó el cambio de administración; en esa lógica de guerra declarada, llegamos a la “disyuntiva” (falsa disyuntiva) de seguir el camino de la guerra o intentar el camino del amor; ahí, en 2012 huitzilopoxtli y xochiquetzal, esposos en la mitología azteca uno dios de la guerra y la otra del amor (protectora de la prostitución) se enfrentaron y ganó, como en las leyendas misóginas, ganó la guerra; se impuso huitzilopoxtli a quetzalcóatl, dejó de haber entendimiento para continuar la violencia.

La violencia del gobierno contra los criminales dejó de estar soterrada, pasó a una fase de franco enfrentamiento, primero en Michoacán en donde según otro guerrista se acabó con la criminalidad, aunque la realidad lo desmienta a diario; después en Tamaulipas, en donde la espiral de terror social ahora simplemente es inadmisible e insoportable; ahora en Jalisco en donde durante más de dos décadas no sólo se permitió, sino se alentó la actividad criminal; después en todo México, que total avanza para atrás.

Hace apenas unos días nos decía Peña Nieto, en un acto conmemorativa de una batalla heróhica de nuestros hermanos indígenas poblanos nos dijo: “Los actos violentos del crimen organizado, lejos de frenar la acción del Gobierno, fortalecen la determinación del Estado mexicano, para hacer valer la ley en todo el territorio nacional

Ya ayer la “fuerza del Estado”, la violencia institucional, la ley de mátalo en caliente, la ley fuga o quizá todas juntas; fueron aplicadas a 42 “delincuentes” (que, por cierto, traían en la frente un tatuaje que así lo decía) fueron ejecutados, como en los piores (así) momentos del Estado represivo; como en una continuación de sus “enfrentamientos” en Chenalho, Atenco, Ayotzinapa, Tlatlaya y Apatzingán; ahora sumamos Tanhuato.

Pero ahora la “estrategia” tiene un doble mensaje, pues por un lado nos presenta un nivel de violencia institucional inusitado y por el otro el repliegue de los grupos de poder a los designios del mandamás.

La aplicación de esos niveles de violencia, aunque fuese contra criminales es simplemente un mensaje a la población en general de estensen (así) quietos y se convierte en un nuevo aglutinador social para enfrentar la estupidez con inteligencia.

Escalar los niveles de violencia, llevará necesariamente a una guerra fratricida, reencontremos a xochiquetzal y Quetzalcóatl; antepongamos el amor (aunque sea prostituido) y la palabra; creo que aun es tiempo, pero ya estamos en el límite.

Pongamos alto a la paranoia gubernamental, no permitamos que las llamas crezcan.

SALUD

Te recomiendo:






sábado, 16 de mayo de 2015

Manlio Fabio Beltrones Rivera

Nació el 30 de agosto de 1952, en Villa Juárez, cabecera municipal del municipio Benito Juárez al sur de Sonora,.

Estudió la licenciatura en economía, Facultad de Economía de la UNAM, 1970-1974 y su tesis fue "La importancia de la agricultura en el desarrollo económico de México.  Análisis y perspectivas". 

Está casado con Sylvia Sánchez Estrada, con quien tiene sólo una hija Sylvana Beltrones Sánchez, heredera del poder, aunque muy limitada en su manejo político.

Sylvana es licenciada en Derecho por la Universidad Iberoamericana y desde 2008 está casada con el vicecoordinador del Partido Verde Ecologista de México, Pablo Escudero.

Manlio inició su carrera política desde muy joven, pues se afilió al PRI en 1968; aunque sus labores al interior de ese partido político durante más de una década fueron más bien de activismo pasivo; fue hasta 1983 en que ya siendo Diputado Federal, se le agrega como Secretario del CEN del PRI y en 1985 al terminar su periodo legislativo consigue que Fernando Gutiérrez Barrios intervenga ante Miguel de la Madrid y Adolfo Lugo Verduzco, para ser nombrado presidente del CDE en Sonora.

Desde esa posición, logró colocarse en el grupo selecto de Carlos Salinas (cuando era Secretario de Programación y Presupuesto y natural precandidato a la presidencia de la república), sólo para ser nombrado secretario de Promoción y Gestoría del CEN del PRI para la campaña de Salinas y después parte del equipo que elaboró el programa de trabajo del candidato electo, desde la Comisión Modernizadora Política del IEPES.

Pero aprovechó además su cercanía con Salinas para colocarse como candidato a Senador de la república para la legislatura 1988-1994, que no terminó, es más que sólo ocupú unos meses pues pasó a una Subsecretaría y después fue estratégicamente enviado a la gubernatura de Sonora en 1991.

Su carrera administrativa la inicia y la desempeña siempre a la sombra de Fernando Gutiérrez Barrios, quien lo colocó apenas saliendo de la licenciatura como Jefe del Departamento de Delegaciones Distritales, Registro Nacional de Electores, 1975-1976; por cierto esa área “administrativa” se encargaba entonces de recibir todos los expedientes de todos los candidatos a puestos de elección popular de elecciones federales y locales, con “autorización” para “investigar” sobre ellos y sus familias.

Después del proceso electoral federal de 1976, pasó a ser Secretario Auxiliar, 1976-1977 y Secretario Particular,  1977-1982, del Subsecretario de Gobernación, de la Segob, siendo su jefe directo Gutiérrez Barrios y el secretario Jesús Reyes Heroles.

Hacia finales de 1982 ya se había perfilado como posible candidato a la gubernatura de Sonora por el PAN Adalberto "El Pelón" Rosas, algunos dicen que con apoyo desde la Segob de Olivares Santana y otros dicen que con el apoyo del entonces Secretario General del CEN del PRI, Manuel Bartlett Díaz; el caso es que en el PRI, el único visible para el proceso electoral de 1985 era Rodolfo Félix Valdez, que durante la administración de López Portillo había sido Director General, Caminos y Puentes Federales de Ingresos y Servicios Conexos.

Así, para la llegada de Miguel de la Madrid, el propio Gutiérrez Barrios pidió ocupar la dirección de Caminos y Puentes Federales de Ingresos y Servicios Conexos, siendo “acompañado” por su fiel servidos Manlio Fabio como su Coordinador de Asesores; desde ahí “operó” la candidatura de Félix Valdez, que se convierte en otro de sus gurús políticos.

Tras la victoria electoral en Sonora, Manlio Fabio Beltrones Rivera, se convirtió en Secretario General de Gobierno de Sonora, 1985-1987; también en uno de los alfiles para la gubernatura y en el principal operador político de Gutiérrez y De la Madrid, en el manejo de información del Cartel de Sinaloa; algunos de sus detractores y “analistas” políticos señalan que se convirtió en el interlocutor del gobierno delamadrilista con el chapo Guzmán.

Inmediatamente después de ocupar el cargo de Senador de la República en septiembre de 1988, fue requerido en diciembre como Subsecretario de Gobierno, Desarrollo Político y Derechos Humanos, de la Segob, 1988-1991, siendo el titular Fernando Gutiérrez Barrios.

También se ha señalado que la participación electoral de Beltrones fue una mera simulación (lo que ahora conocemos como juanito) para que su suplente Bulmaro Pacheco Moreno, fuese instalado en esa posición, pues el señor Pacheco Moreno, era parte del equipo colosista y no tienía fuerza electoral local.

Por cierto, Bulmaro Pacheco se convirtió en “asesor” de Ernesto Zedillo y en 1997, estuvo entre los precandidatos a suceder a Beltrones Rivera, sin éxito.

Como vemos, Manlio Fabio, estuvo durante esa larga trayectoria vinculado a diversos grupos políticos que le permitieron escalar de manera lenta diversos cargos, desde la administración de José López Portillo, en la que  era un joven estudiante de Economía y simple secretario auxiliar de Fernando Gutiérrez Barrios, hasta la de Carlos Salinas de Gortari, administración en la que se consolida como subsecretario de Gobernación bajo el mando de su eterno jefe Don Fernando.

Se le vincula de manera muy estrecha con la estructura de “operación” política del salinato, al ser activo participante del llamado Club de los Jueves en el que además de él, se distinguen personajes como: Raúl Salinas, Carlos Hank González y Emilio Gamboa Patrón y varios otros políticos.

También, según ha manifestado él, se convirtió en el enlace de Carlos Salinas con Luis Donaldo Colosio, al encargarse de transmitir los mensajes de ambos y, por órdenes de Salinas, organizar algunos eventos con empresarios y comunicadores, para que Donaldo, tuviera foros nacionales, en los hechos se convirtió en una de las plataformas de apoyo a la imagen de Colosio, para que este llegara a la candidatura priista a la Presidencia de la República.

Beltrones Rivera dejó la Subsecretaría para convertirse en candidato y después Gobernador del estado de Sonora para el periodo 1991-1997 y desde allá, siguió realizando las reuniones periódicas, pero (según ha trascendido) incluía en algunas ocasiones a otros gobernadores y hasta a miembros de organizaciones criminales de algunas regiones del país.

Manilio Fabio Beltrones era miembro del clan íntimo de Raúl Salinas de Gortari. Incluso de dice que en el sepelio de Luis Donaldo Colosio, Raúl Salinas se acercó a los colosistas más prominentes para pedirles que propusieran a un candidato para tomar el lugar dejado por Colosio, dejando claro que su propuesta debía ser Manlio Fabio Beltrones, pues “era lo que Donaldo hubiera querido

No fue candidato sustituto, no lo podía ser pues la Constitución lo prohibía expresamente y las gestiones de Salinas ante el PAN de Carlos Castillo Peraza para modificarla no prosperaron, tras el homicidio de Colosio, su figura fue duramente cuestionada, incluso algunos medios informativos lo pusieron como actor en ese evento.

Al término de su administración había perdido parte importante del control político local, de hecho en la elección intermedia de 1994, el PRI obtuvo por primera vez menos del 50% del total de las votaciones para presidencias municipales y congreso local y en la federal de ese mismo año Ernesto Zedillo apenas logró 41.6% del total del voto sonorense (el más bajo de cualquier estado de la república incluido el DF)

Beltrones entonces se justificó diciendo: “es el agravio que a los sonorenses les causó el magnicidio de Colosio” pero para Zedillo el verdadero “agravio” era la “incapacidad” del gobernador para restituir la capacidad de organización política local.

Con ese escenario postelectoral, Beltrones casi de manera instintiva (aunque muchos dicen que por recomendación de Gutiérrez Barrios) convocó a una gran reforma electoral que se discutió en 1996, bajo un esquema de vanguardia que incluyó tres puntos fundamentales: la creación de un Consejo Electoral Estatal, la integración de un Tribunal Electoral local y la desaparición de la clausula de gobernabilidad.

También hay versiones de que ante el crecimiento electoral del PAN en Sonora (en 1994 había logrado más del 30% de votación en las dos locales y casi el 35% en la federal), Beltronesoperó” para lograr una candidatura “fuerte” por el PRD, que por cierto recayó en Jesús Zambrano (militante de la vieja izquierda y dirigente del PRD) y participó de manera activa en la “promoción” de dos personajes locales vinculados a las estructuras empresariales: Eduardo Bours Castelo y Héctor Guillermo Balderrama, sin embargo las reglas del PRI los dejaron fuera de la posibilidad de ser candidatos.

Loa otros precandidatos tenían fuerte vínculo colosista, incluso Beltrones en algún momento propuso a Luis Colosio Fernández (que había sido su Secretario de Fomento Ganadero) para “contrarrestar” esa presencia, pero Don Luis, decidió declinar la aspiración; así, en una jugada magistral, propuso a Esteban Moctezuma, entonces muy cercano a Zedillo y considerado el delfín de este, que fuera Armando  López  Nogales, que se consideraba cercano a Moctezuma y no colosista.

En el PAN también “operó” la mano del gobernador, primero al lograr la destitución de la dirigencia estatal con lo que se tuvo que integrar una delegación que por cierto presidió el entonces diputado federal por Chihuahua, Manuel Espino Barrientos; ya Adalberto "el pelón" Rosas, había hecho pública su intención de volver a contender y parecía que tenía muy buenas posibilidad, las pugnas internas de los militantes, directivos estatales, delegados nacionales y Comité Ejecutivo nacional (por cierto ya presidido por Felipe Calderón) dejaron de lado además de “el pelónRosas a otros distinguidos miembros como: el dirigente empresarial Emilio Cuéllar, el Presidente del CDE Ramón Corral y el empresario de Santa Ana (un importante municipio de la parte central del estado) Homero Salgado; para designar desde el CEN (con un consejo de “notables”) a Enrique Salgado Bojórquez, otro empresario de Santa Ana que venía también de las filas comunistas y se había unido al PAN en 1988 (cuando la convocatoria de Clouthier)

Pese a toda la desorganización del “equipo” de López Nogales y a las pugnas locales que tuvo que enfrentar Beltrones, logró que el PRI mantuviera la gubernatura, aunque apenas por 8.5 puntos porcentuales logró ganar al PAN y para sorpresa de muchos Zambrano Grijalva logró casi el 23% del total de la votación.

Tras dejar la gubernatura, Beltrones Rivera es considerado un apestado tanto para la estructura partidista y gubernamental, de hecho un artículo firmado por los periodistas Sam Dillon y Craig Pyes, en el diario The New York Times, el 23 de febrero de 1997, lo coloca e él y a Jorge Carrillo Olea (entonces también ex gobernador de Morelos) como “sujetos a investigación” por la Agencia Norteamericana DEA y el Departamento de Estado, por su participación en lavado de dinero y conspiración para introducir droga a territorio estadounidense.

Lo que es un hecho es que su primo hermano Omar (Baudelio) Medina Beltrones, a quien se le seguía proceso por delitos contra la salud y cuyo abogado era Marco Antonio Macklis, quien posteriormente fue abogado de Rodolfo y Vicente Mayoral en el caso Colosio, fue “misteriosamente” liberado en 1989 tras la llegada de Beltrones a la subsecretaría de Gobernación y que en el proceso de liberación participó en entonces Coordinador General para la Atención de Delitos contra la salud de la PGR, Jorge Carrillo Olea.

Por cierto, Omar Medina Beltrones fue acribillado en Tijuana el 30 de Julio 1996 y de acuerdo a versiones periodísticas de la región, el primo del gobernador era parte de la banda de “El mil Máscaras”, para el grupo de los Arellano Félix, en Tijuana.

También es un hecho que Beltrones Rivera tiene dos hermanos: Roberto Alcides y Orestes, que le han dado dolores de cabeza al propiciar versiones “muy creíbles” de un vínculo con bandas del crimen organizado; el primero aunque de arraigo sonorense, Alcides Beltrones fue colocado (según las versiones más certeras por Carlos Hank González) como administrador de la aduna de Tijuana, entre finales de 1989 y principios de 1991, que además fue Administrador del Aeropuerto de Tijuana de principios de 1994 a mediados de 1996; que el periódico estadounidense The Dallas Morning News publicó el 7 de agosto de 1999 un artículo (en referencia al homicidio de Colosio) en el que señala “el Centro de Inteligencia de El Paso, que depende tanto de la DEA y del FBI como de otras agencias, sostiene que el narcotraficante Joaquín Guzmán Loera (a) “El Chapo Guzmán ayudó a financiar la campaña presidencial del licenciado Luis Donaldo Colosio” y que en la investigación de esa nota periodística el citado Centro de Inteligencia de El Paso respondió el 25 de enero del 2000: “una fuente confidencial una persona, de quien omitieron su nombre, había declarado que el dinero del citado narcotraficante fue utilizado para cubrir los gastos de la campaña del licenciado Luis Donaldo Colosio, vía una persona a la que ubica como director del aeropuerto de Tijuana” que puede ser el señor Alcides Beltrones, lo que haría suponer que el recurso entregado a él o a través de él para la campaña de Colosio, aunque puede ser que llegara a ese campaña o simplemente haya tomado otro camino hacia las cuentas del propio Alcides Beltrones o a la gubernatura de Sonora, de cualquier forma, la remoción del hermano del gobernador nunca fue aclarada por las autoridades aduaneras y hay profusa información de que se trató de un “escandaloso silenciado

También es un hecho que en su calidad de administrador del aeropuerto, fue quien permitió “autorizó” el descenso “remoto” de la nave que transportaba a los asesinos del cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo y que “misteriosamente” nunca llegaron a plataforma; se supone que en ese vuelo se trasladaron los hermanos Arellano Félix o cuando menos uno de ellos; pese a estar asentado en averiguación previa esa participación del señor Alcides, nunca hubo cargo criminales al respecto.

También es un hecho que Rodolfo García Gaxiola, delegado de Policía Judicial Federal (1994) era “muy amigo” de Roberto Alcides y en 1996 fue acusado de proteger narcotraficantes y sentenciado por ese delito.

Pero como el señor Alcides falleció en febrero de 2015, ya no hay mucho que investigar.

También es un hecho, que su otro hermano Orestes se le vincula con Luisel güeroPalma, que hay fotografías de ambos en diversos momentos entre 1992 y 1994 y que hay “versiones” periodísticas de que en 1992 fue detenido en Sinaloa con una avioneta cargada de cocaína que presuntamente pertenecía a Miguel Ángel Caro Quintero.

Beltrones pese a todo ello, tras un “retiro” propiciado por Zedillo, en 2002 buscó a su “amigaElba Ester Gordillo para que le “apoyara” entre los delegados de la CNOP a fin de lograr un cargo, lo que logró sin mayor esfuerzo al ser nombrado Secretario General y desde ahí colocarse en la lista plurinominal para ser Diputado Federal (2003-2006) para presidir la Mesa Directiva; tuvo diversos desacuerdos con Francisco Barrio Terrazas, coordinador de la fracción panista, especialmente por cuestiones de política social y su relación con Vicente Fox fue muy tensa, quizá porque también la de Fox con Elba Ester Gordillo ya se había desgastado.

Por cierto, platica Luis Carlos Ugalde, en su libro “Así lo viví” que: “en los primeros meses de 2005 el entonces diputado del PRI Manlio Fabio Beltrones me mandó un mensaje con el nombre de un candidato para que fuera nombrado contralor del IFE … lo entrevisté al enviado … se trataba de José Manuel Moreno Aguiñiga y … avisé al recomendador que no había apoyo para la designación” pues como parte de los negocios del poder, de las recomendaciones, de los amigos de hermano de un compadre; el señor Moreno Aguiñiga, es concuño de Manlio Fabio, pues está casado con la hermana Carmina de su esposa Sylvia Sánchez.  Sólo como parte del apunte al margen, Luis Carlos Ugalde fue recomendado para el cargo precisamente por Elba Esther.

Para la siguiente legislatura 2006-2012 Manlio Fabio Beltrones fue Senador de la República y Coordinador de la fracción mayoritaria y aprovechando el foro, emitió una serie de señalamientos contra los hijos de martita Sahagún, por lo que no se hizo esperar la respuesta del finísimo señor Fox, que desde el Centro Fox emitió un comunicado de prensa que decía: “un senador debe dedicarse a cumplir como senador y no a impulsar desde ahora sus aspiraciones a presidente de la república además Manlio Fabio Beltrones tiene un récord en la DEA relacionado con el narcotráfico

Verdaderamente durante su periodo como Senador, alimentó su manifiesta intención de contender por la Presidencia de la República; retomó algunos viejos vínculos y estrechó relaciones con algunos gobernadores del PRI y del PAN, retomó sus reuniones pero ahora con los líderes de las fracciones parlamentarias en las cámaras legislativas y con los presidentes y otros miembros de las fuerzas políticas nacionales.

Pacto con el “gobierno” de Calderón diversas reformas y obtuvo a cambio recursos y favores que dan recursos, realizó su bolsita para la campaña y especialmente, realizó los acuerdos políticos necesarios para ello.

Uno de los muchos “acuerdos” que al parecer tomó fueron “negocios” para una empresa de sus sobrinos Puvlicasi S.A de C.V. cuyo representante legal es Roberto Alcide Beltrones Gutiérrez y Rómulo Orestes Beltrones Lendo, que cuando menos en el municipio de Aguascalientes fue benefociaria de un contrato para el usufructo en la colocación de propaganda en puentes, sin contraprestación.

En junio de 2009 Dolia Estévez, publica una columna denominada “Beltrones, bajo sospecha” en la que narra un memorándum del cónsul norteamericano en Hermosillo, William P. Francisco, detalla que tiene información de que Beltrones consumió cocaína durante su gubernatura.

Sin embargo, en 2011 “apareció” una nota en Noticias Yucatán Hoy (medio electrónico) que daba cuenta de uno de los documentos de Wikileaks (06MEXICO4100, fechado el 25 de julio de 2006, unos días después del cuestionado proceso electoral que “ganóCalderón) en el que se da cuenta pormenorizada de una conversación de Beltrones con el embajador de los Estados Unidos en México en la que Betronesacusa” a Fox de haber intervenido en el proceso electoral.

Pese a sus nexos incluso con Carlos Salinas y según se dice con el mismo Carlos Slim, decidió bajarse de la carrera presidencial, dejando el camino libre a Enrique Peña Nieto, no sin antes "pactar" con Peña que Humberto Moreira (parte de la vieja guardia priista) se hiciera cargo de la dirigencia nacional del PRI y otras posiciones en el equipo de campaña y tras la "anunciada" victoria de Enrique Peña Nieto, sin embargo los acuerdos tomados entonces, parecen no haberse cumplido más que de manera parcial y ya anunció que tras el proceso electoral federal de 2015 buscará la Presidencia del CEN del PRI.

Así pues, retoma su viejo sueño de ser presidente de la república, para representar los más obscuros intereses.

SALUD

Te recomiendo:




sábado, 9 de mayo de 2015

Hacia un gran proyecto de izquierda en 2018




Hace unos días Alejandro Encinas, anunció su intención de apoyar las candidaturas de lo que llamó Movimiento Progresista, de Monreal en Cuauhtémoc, Brugada en Iztapalapa, Luján en Coyoacán y Martín del Campo en Iztacalco; en principio no distingo en que se diferencia esas de las de Saltiel en Cuajimalpa o la de Sheinbaum en Tlalpan; es más tampoco me queda claro cómo seleccionó esos candidatos de Morena y se desligó de Pereza Bejarano en Álvaro Obregón o de Moctezuma Barragán en Azcapotzalco.

Hoy una muy amplia entrevista de Ricardo Monreal en SinEmbargo en la que hace puntuales señalamientos contra Héctor Serrano, Secretario de Gobierno del Distrito Federal y deslinda de la responsabilidad de la operación política de éste a Miguel Ángel Mancera; me parece una joya para revisar a la luz de la carrera presidencia hacia 2018.

Es un hecho que Mancera, a través de Serrano (con o sin el conocimiento y consentimiento de Marcelo Ebrard), intervino (en su calidad de Miembro del Consejo Político nacional del PRD) en la designación de candidatos a diputados locales en 2012; también es un hecho que parte importante de las estructuras de Izquierda Democrática Nacional (IDN) de René Bejarano, fue desmontada y relegada desde 2013 y que Vanguardia Revolucionaria de Héctor Serrano Cortés, que hoy esta tribu ha asumido candidaturas que hasta hace tres años pertenecían a la corriente del señor de las ligas.

También es un hecho que desde el principio de su administración al frente del Gobierno del DF, se desligó de todos los partidos políticos y especialmente de las tribus del PRD en el DF que trataron de “proponerle” “distinguidas personalidades” para ocupar diversos puestos en su gabinete, además de no aceptarlos, negoció “cuotas” de grupos a partir de otro tipo de prebendas; que con esa estrategia ha ido desmontando parte de las estructuras corporativas de los grupos de poder local y que muchos “lideres” sociales rinden mayor pleitesía al jefe de gobierno que a las estructuras partidistas u organizacionales locales.

Además, es un hecho que Mancera apoyó a Los Chuchos para encumbrar a Carlos Navarrete como dirigente nacional del PRD a costa de parte de su capital político y prestigio personal.
Miguel Ángel Mancera Espinosa, es un político que decidió usar la capacidad operativa de Marcelo Ebrard a través de Serrano Cortés, para “profesionalizar” la administración pública local y allegarse de otro capital político, para generarse una imagen al margen del PRD pero a la vista de todos.

Si Ricardo Monreal (casi seguro Jefe Delegacional en Cuauhtémoc, según las encuestas y la percepción general ahí y en el DF) ahora lo deja al margen de esa operación política, es sólo una estrategia, para atraer (o no desechar) el liderazgo que ha logrado construir en el Distrito Federal y parte del capital político que ha forjado al interior del PRD a nivel nacional.

Quiero suponer que Monreal desde la Delegación política y con los diputados locales y federales que logre colocar Morena en las próximas legislaturas, se convertirá en operador político de Andrés Manuel López Obrador, en su candidatura a la presidencia de la república y que en esa calidad ya inició las alianzas con los liderazgos de todas las fuerzas políticas afines, como buen operador político que es.

Es indudable que en el camino habrá también que desligarse de los grupos de poder que al interior de esas fuerzas políticas se han enquistado en ellas para garantizarse impunidad, pues los hay y son muchos.

Es innegable que en ese camino será necesario allanar terreno y sumar liderazgos, pero siempre buscando por encima del interés personal, poniendo el interés general.

Es un camino largo y muy difícil, pero es un camino que se tiene que recorrer de la mano de la ciudadanía, que es fortaleza y destino.

SALUD

Te recomiendo:

Mafia vs Mafia (segunda parte)
Crimen organizado en el Distrito Federal
Indolencia de la población ante la presencia del Crimen Organizado en el DF
La Hermandad, ahora en la PFP
Diez millones ¿pago de rescate? El gobierno de DF responsable solidario del pago
Jorge Ortiz (a) El Tanque cree que su hijo no está muerto
Entre ignorar, hacer como que no pasa y solapar


domingo, 3 de mayo de 2015

Jalisco y su nueva generación de violencia

Los cárteles criminales en México, cambia tan rápidamente que difícilmente puede hacerse una fotografía exacta de ellos, dicen en las agencias de “investigación e inteligencia” nacionales, que para cuando se hace esa fotografía, ya el mapa ha cambiado, es una situación tan vertiginosa que incluso a nivel micro regional, tras identificar un liderazgo “como por arte de magia, es asesinado o simplemente desaparece” esto permite a los mandos de la SEDENA estar seguros de que desde las estructuras de las agencias federales de investigación se está filtrando información a las verdaderas cabezas del crimen organizado.

Independientemente de ello, apenas hace un mes, las agencias de seguridad norteamericanas emitieron una alerta respecto del crecimiento del Cartel Jalisco Nueva Generación, estimando que sus tentáculos operativos ya estaban en seis entidades federativas incluido el Distrito Federal y que en dos de ellas ya tenía absolutamente controladas las estructuras de seguridad pública local (Jalisco y Veracruz)

El Cartel Jalisco Nueva Generación y sus derivaciones desde 2012 “diversificaron” sus mercados y trasladaron parte de su actividad criminal a Veracruz (con aquellos Matazetas) para poder desde ahí llegar a Europa y desde la costa pacífica (del otro lado para Peña Nieto que poco sabe de jeografia (así)) trasladar su mercancía al oriente y medio oriente.

También entonces quedó demostrado que estaban financiado algunas de las organizaciones de autodefensa michoacana y algunos grupos de corte paramilitar en Guerrero y Morelos; todo ello con la intención de atacar a las organizaciones rivales en esas entidades federativas.

Apenas en 2013 Jalisco Nueva Generación era la organización criminal “menos” peligrosa (según la PGR en marzo de 2013 este era el orden de importancia: Sinaloa, Pacífico Sur, Juárez, Tijuana, Golfo, Zetas, Familia Michoacana, Caballeros Templarios y Jalisco Nueva Generación) del país y según la DEA en enero pasado Jalisco Nueva Generación, tenía control absoluto de las aduanas de Manzanillo, Mazatlán y Vallarta (en el Pacífico) y una gran infiltración en la de Veracruz y Coatzacoalcos (en el Golfo)

Además mantenía control sobre las plazas de Saltillo y Torreón en Coahuila y muy fuerte presencia en la zona metropolitana de la Ciudad de México (especialmente en el cinturón amarillo del suroriente y las delegaciones Iztapalapa y Coyoacán) aunque se sabía de algunas células en las colindancias de Michoacán y Guerrero e incluso en Guanajuato y Morelos.

Todo ello, es un programa elaborado y ejecutado por Rubén OsegueraEl Junior” o “El Menchito” hijo de Nemesio Oseguera CervantesEl Mencho” cuya base de operaciones (conocida por todas las autoridades locales y federales era Tlajomulco de Zúñiga en Jalisco) detenido hacia finales de 2013 y liberado por "falta de pruebas" en noviembre de 2014.

Esta historia viene a cuento porque desde el viernes pasado, Jalisco (y Colima) están siendo atacados por esa organización criminal, no como una represalia a su acotamiento, sino como un acto de muestra de fuerza ante la incapacidad de la autoridad local para controlar la incursión de otras organizaciones criminales en lo que ellos consideran su territorio (pues pagan protección para ello) y por la intención manifiesta de pretender detener a “El Mencho”; pues todo hace suponer que tras la detención de Manuel Cervantes GonzálezEl Diamante”, primo de “El Menchito” y sobrino de “El Mencho” este “acordó” entregar otras cabezas a cambio de “recibir un mejor trato judicial

Esta nueva embestida de esa organización criminal, es una “advertencia” según quedó claro en las diversas narcomantas que recogió la autoridad de Jalisco el viernes y hoy; pero la “autoridad” local ha evitado comentar al respecto.

Es un hecho que en este proceso electoral federal y en los concurrentes locales, hay infiltración de diversas organizaciones criminales, está demostrados que en Colima, en donde se elige Gobernador, Presidencias municipales y diputados, hay fuerte presencia de Jalisco Nueva Generación; que en algunos de los municipios del estado de México y delegaciones del DF hay fuertes recursos de esa organización criminal invertidos; en también un hecho que en muchos de los municipios de Veracruz y Coahuila tienen sus predilectos y se supone que en Guanajuato, Guerrero, Michoacán y Morelos están invirtiendo fuertes sumas para influir a favor de algunos candidatos.

Según los pronósticos más reservados, tras el proceso electoral, la organización criminal Jalisco Nueva Generación tendrá absolutamente controlado el gobierno de Colima y seis municipios; entre 15 y 25 municipios de Jalisco; más de 10 municipios de edoMex y cuando menos dos delegaciones del DF.

Esas cifras son las que debían de darnos a conocer en lugar de hacer tratos con un criminal, para detener otro criminal y poner en riesgo poblaciones civiles; es ahí donde debía de tratar de incidir en lugar de pretender desconocer lo que pasa.

De lo contrario México estará sumido en ese nivel de violencia en unos meses.

SALUD

Te recomiendo:





sábado, 2 de mayo de 2015

Chofer del patrón



El amo, el patrón, el señor, el jefe; son sólo algunas de las formas en que los “acompañantes” los eternos lambiscones tenían para denominar a quien le servían; los choferes con o sin arma, con o sin fuero y casi siempre con muy pocas otras capacidades, que estaban al servicio de un individuo con un poco de poder político, económico o social, esos que permanecían a la espera de la salida del jefe sin importar sus propios horarios, sin tener vida propia.

Pues bien, el señor Peña Nieto fue a Mazatlán a la inauguración de una obra carretera (financiada con recursos federales y realizada por Grupo Carso) sin estar oficialmente en el evento, llegó a él el señor Carlos Slim y estuvo ahí cerca, sin que se la mencionara.

Al final del evento y no como un acto fortuito el señor Slim Helú fue conducido hasta la unidad en que se trasladaría el señor Peña Nieto y fue invitado a subir en el asiento del copiloto, ahí fue colocado por quien lo condujo hasta ese vehículo, al mismo vehículo y de manera casi simultánea sube sólo otra persona (dicen en la nota de El Tiempo que es el gobernador de Sinaloa, Mario López Valdez).

En esa nota hay un video que muestra y corrobora lo que a continuación describo: el señor Peña se despide de algunas personas y su Jefe de Ayudantes se encuentra a su lado, al término de las despedidas, lo acompaña hasta la parte del conductor de la unidad y después sube a la parte posterior del vehículo.

El señor Peña conduce la unidad, se convierte en chofer del señor Slim; un momento captado por las cámaras, sin mayor recato, sin cautela alguna, ante la vita de muchos y muy variados personajes, ante la presencia de cámaras de fotografía y video; el señor Peña es bajado del pedestal, es desprovisto de su envestidura, sólo para convertirlo en el conductor de un vehículo que lleva tres personajes, dos de ellos sin la menor relevancia.

En esa imagen, se plasma de una manera cruda el nivel de subordinación de nuestro más alto administrador al poder fáctico; de dependencia a los poderes reales del Estado; de sumisión del gobierno a las superestructuras económicas nacionales.

Pero al margen de lo ahí visto, dejando de lado el avasallamiento del poder político y de la sumisión a que fue sometido Peña Nieto; es importante retomar la otra imagen, la de la imperiosa necesidad de establecer una comunicación (obviamente de parte de Peña con Slim) de hacerle llegar de manera directa e impostergable un mensaje al verdadero poder, al poder del dinero.

Desde hace unos días he venido tratando el debilitamiento de los poderes del gobierno mexicano, primero con un extenso recuento del camino de descalificaciones y ataques al que ha estado sometido desde hace un año y después con un manotazo que pretende desligarlo del Grupo Atlacomulco y tomar su “propio” camino; ahora este texto (el video y la imagen de Peña subordinado al poder económico) me hacen pensar en la inmensa necesidad de reconocimiento que requiere el obscuro personaje, para poder legitimarse, para retomar cierta capacidad de gobernabilidad en la última parte de la administración para la que fue electo.

Me imagino una “muy amable” conversación en la que le comunica al señor Slim (que muchos sabemos es sólo prestanombres de Carlos Salinas), la necesidad de apoyo, de legitimación del gobierno, la inaplazable necesidad de lograr consensos y de acallar los niveles de inconformidad social que se están observando.

También me imagino una muy atenta respuesta de Slim (y por él de Salinas) en que deja (dejan) muy claras las necesidades de ellos, para apoyarlo.

Pues parece que en principio ya hay un arreglo con los que pueden medio recomponer el muy maltrecho barco de gobernabilidad, pero creo que sería conveniente preguntarnos nosotros si ¿estamos dispuestos a pagar el precio? Y preguntarles a ellos ¿Cuánto más apetito tienen de seguir sangrando las arcas?

Yo creo que ya la liga se estiró suficiente, que está a punto de reventar y ellos lo saben, por eso uno está dispuesto a humillarse siendo chofer y el otro dispuesto a mostrarlo como un vil lacayo del poder real.

Mostrando con ello uno su verdadera incapacidad más que para conducir un vehiculo y el otro se voraz apetito por hacer dinero.

SALUD

Te recomiendo:

El Gabinete y las complicidades que se pagan  
Peña Nieto su evaluación y las reformas que vienen
El gran botín
El desquebrajamiento de las redes del poder en México
Causas para matar estudiantes
Financiar guerrilla para acabar con oposición