domingo, 29 de octubre de 2017

Al diablo con sus instituciones



Santiago Nieto Cordero (por cierto primo en sexto nivel del destinatario de la carta) le dice al Presidente del Senado (una de las “instituciones” que le llenan la bocota a los politiquillos que tenemos) “no existen las condiciones para que el suscrito, aun obteniendo la votación de la mayoría de los senadores presentes, desarrolle las funciones para las que fui designado” que traducido dice: son ustedes tan poca cosa que hasta un pequeño, muy pequeño subprocurador se puede pasar por el arco del triunfo sus decisiones.

Las decisiones de las “instituciones” de la república son simplemente ignoradas y el señor Fiscal, le dice después al “presidente” del senado “en casos como el que nos ocupa, no son importantes las personas, si no las instituciones” como diciéndole: es usted y la “institución” que preside tan poca cosa que cualquier pendejete encargado de una “institución” de la república decide por arriba de ella.

El escrito redactado con toda pulcritud y con gran precisión jurídica “NO CLAUDICO A MI OBJETIVO”, sólo retiro mi objeción al procedimiento planteado y pese a lo que los diarios, los comunicadores y los estúpidos lectores y comentadores de noticias en el sentido de que ya el señor Nieto (como dije antes primo en sexto grado de Ernesto Corderopresidente” del Senado), deja muy claramente establecida su capacidad para ir a las otras “instituciones” que este país se han dado para lograr su objetivo.

Pues sí, México, los mexicanos, pese a los pendejetes Senadores, Diputados, miembros del poder judicial nacional y otros administradorcetes, nos hemos generado un entramado institucional capaz de hacer su trabajo (tarde pero bien)

Quizá la pior (así) muestra de ello sea la muy tardía resolución del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (otra muy “importante institución” que el 5 de septiembre de 2006 dijo con toda claridad “el Presidente Fox y otros actores intervinieron de manera ilegal en el proceso electoral” (aunque muy poquito) y pues el TRIBUnal (así) “decidió” convenientemente declarar válida esa elección pese a la diferencia en la ridícula diferencia en el número de votos.

Esa resolución del tribunal superior respecto de la intervención de Vicente Fox en el proceso electoral de 2006, representa una violación a las “instituciones” de la República, pero de ella ya hablamos en otra ocasión.

Jurídicamente, la remoción de un Fiscal, por parte de un Subprocurador “encargado de la PGR” es absolutamente ilegal, tanto el Senado como los senadores de la República lo saben, no hay elementos para que una “decisión administrativa” pase por encima de la del Senado, pero simplemente les vale madre.

El señor Nieto concluye su sexto punto “tampoco es pertinente continuar con un proceso que polariza a la sociedad, y lesiona a las instituciones. Es necesario actuar con una visión de Estado, con estatura de miras y con imparcialidad” que en realidad dice al “presidente de la institución” deje usted su pequeña pendejez para ver por México.

Así, con un escrito de menos de dos páginas, de unas 40 líneas, el señor Nieto le dice al señor Cordero y a través de él a TODO el SENADO “al diablo con sus instituciones” pero de una manera muy diplomática.

Con ese escrito el señor Nieto nos dice a todos los mexicanos que hay maneras (como en 2006) para lograr lo que los mexicanos merecemos, con ese escrito el señor Nieto nos indica que no aun hay una esperanza para la democracia.

Yo lo único que quiero es repetir, sin la diplomacia de Santiago Nieto Cordero es: “AL DIABLO CON SUS INSTITUCIONES” y así con la legalidad de nuestra parte habremos de ganar.

SALUD

Te recomiendo:




No hay comentarios:

Publicar un comentario